La Brújula

 

07/12/2011

 

Medio Ambiente ha recogido 210.000 kilos de residuos en los contenedores marrones

foto de la noticia
Las autoridades ante el nuevo camión de recogida de orgánico

 

LA BRÚJULA 7-12-2011
La experiencia piloto de los contenedores de basura orgánica ha dado resultados muy dispares con una buena participación general aunque mejorables en cantidad en algunos municipios concretos.

Así lo ha comentado esta mañana el Consejero de Medio Ambiente, José Mª Infante, en una rueda de prensa ofrecida en Calahorra en la que ha expuesto el balance de la campaña para la recogida de residuos orgánicos en contenedores específicos de color marrón.

Cabe recordar que esta experiencia piloto, que atiende a la implantación de una nueva ley de residuos, se inició el pasado mes de julio y se prolongará hasta diciembre de 2012 en Rincón de Soto, Padejón, Galilea, Corera, Murillo de Río Leza, Alcanadre y Calahorra. Su objetivo es recoger de forma separada la basura orgánica –reciclable al cien por cien mediante compostación– para su posterior utilización como fertilizante en explotaciones agrícolas o forestales.

En total se han recogido 210.000 kilos de residuos "con una calidad superior a la esperada, es decir que se ha separado bien la materia orgánica, aunque hay que seguir mejorando en cuanto la cantidad depositada”, ha dicho Infante.

En lo que a esas cantidades se refiere, son modestas en algunas localidades concretas en las que se han instalado contenedores cerrados de los que se ha dado una llave a los vecinos.
Las autoridades, que instalaron varios tipos de contenedores esperando resultados distintos sobre la calidad de lo depositado en cada uno de ellos, pensaron que en los contenedores cerrados con llave se recogería menos basura orgánica pero de mejor calidad al no contener residuos impropios. Sin embargo los vecinos de las ciudades y pueblos en los que se ha puesto en marcha esta experiencia han demostrado nuevamente su civismo y su compromiso con el medio ambiente, ya que la calidad de bioresiduos ha sido del 98 por ciento con independencia de que el contenedor fuera abierto o cerrado con llave.
Aunque la calidad ha sido homogénea, sí que se han cumplido las suposiciones sobre la cantidad recogida, pues en efecto se ha visto disminuida por ejemplo en Pradejón, donde los contenedores eran del tipo cerrado con llave.

En los municipios de menor tamaño y Calahorra, se obtienen ratios por encima de la media. Han sido 150 gramos por habitante y día en Alcanadre, 140 gramos en Corera o Galilea y 110 gramos en Calahorra. En este sentido, los técnicos estiman que un ciudadano concienciado generaría en torno a 200-250 gramos de residuos de fracción orgánica al día.

BOLSAS ESPECÍFICAS BIODEGRADABLES
Para garantizar en lo posible que toda la basura depositada en el contenedor marrón fuera totalmente convertible en compost, el proyecto incluía el reparto de un "kit de orgánica" compuesto por bolsas de basura biodegradables (hechas de fibra de maíz) y pequeños cubos domésticos de basura en los que separar los restos orgánicos que después se depositarían en el contenedor marrón. Esta dotación se entregó a 7.700 hogares de la comarca, de los que 2.700 eran de Calahorra.

Aunque se repartieron entre los colaboradores boletos de solicitud para surtirse de este tipo de bolsas cuando se les acabaran, se ha detectado que un 20 ó 25 por ciento de los ciudadanos no han empleado, al menos para su cometido, las que se les dieron en primera instancia y probablemente "para cuando quieran utilizarlas no podrán hacerlo ya que, al ser biodegradables, se romperán con facilidad", ha dicho el consejero.
Tan sólo el 20 ó 25 por ciento de los colaboradores Por esta razón y porque el precio de cada bolsa es de 6 céntimos de euro –lo que supone un gran coste a la Consejería de Medio Ambiente que las ha repartido por miles– las autoridades han decidido no distribuir más bolsas de este tipo aceptando el hecho de que la materia orgánica será depositada en bolsas no compostables y que al 2 por ciento de materiales impropios que ahora se encuentra en los contenedores marrones habrá que añadir otro 2 por ciento correspondiente a las bolsas no compostables.

NUEVO CAMIÓN DE RECOGIDA
Por otro lado, se ha presentado también el nuevo vehículo de recogida que según una nota remitida por el Gobierno de La Rioja y los datos facilitados por el consejero, dispone de "una carga útil próxima a 11.500 kilogramos, con una caja de 18 metros cúbicos de carga trasera, elevador polivalente y compactador. El vehículo cumple con los estándares más exigentes tanto en lo que se refiere a seguridad como a protección ambiental, ya que su nivel de emisión de gases de escape cumple con los estándares más exigentes de la normativa europea".

410.000 EUROS DE PRESUPUESTO
La puesta en marcha de este sistema de recogida ha supuesto una inversión de 410.000 euros, cantidad en la que se contempla el uso de vehículos, los contenedores, los cubos, las bolsas biodegradables, y la campaña de comunicación.
Este proyecto está financiado por el Gobierno de La Rioja y el Ministerio de Medio Ambiente, y Medio Rural y Marino, que aporta un 37% del presupuesto, dentro de las actuaciones enmarcadas en el Plan Nacional Integrado de Residuos para promover actuaciones de interés general, de carácter innovador y que se consideren prioritarias para fomentar cambios en la gestión de residuos. Igualmente, el Consorcio de Aguas y Residuos de La Rioja participa en la gestión y recogida de los residuos.

La nueva Directiva Comunitaria de Residuos exige a los Estados Miembros que fomenten la implantación de la recogida selectiva de materia orgánica o biorresiduos, con el objeto de incrementar el reciclado y aprovechamiento de los residuos. Del mismo modo, la nueva Ley de Residuos en España incide en la necesidad de establecer objetivos de recogida selectiva de biorresiduos domiciliarios, además de que sólo permitirá que se denomine compost al material que proceda de recogida selectiva.


 

 

Volver

 

 

© La Brújula de Calahorra S.L. Todos los derechos reservados.